#BEAUTY: KIEHL’S CREAMY EYE TREATMENT CON AGUACATE

 

Comienzo esta nueva sección hablando del tratamiento para el contorno de ojos Avocado de la marca Kielh’s.  Para las adictas a la cosmética no les será nada nuevo, ya que este producto es archifamoso y está muy popularizado en blogs y canales de Youtube. Pero por no comenzar con decepciones catastróficas os hablo de este contorno de ojos que no he logrado sustituir por ningún otro.

Para quien no conozca Kiehl’s se trata de una marca cosmética estadounidense especializada en productos para el cuidado de cuerpo, cabello y piel. A modo de culturilla, fue fundada como una farmacia homeopática en el vecindario de East Village de Nueva York en 1851. En el 1921, Irving Morse, un emigrante judío ruso que había estudiado farmacología en la Universidad de Columbia, adquirió la tienda y contribuyó a desarrollar varios de los productos que aún podemos comprar en tienda como la Blue Astringent Herbal Lotion y la Creme de Corps. En el año 2000 fue adquirida por el grupo L’Oréal, quienes le dieron su auge e inauguraron varias tiendas alrededor del mundo.

Una de las cosas que más me ha gustado, además de su cuidada atención al público, es que normalmente se ofrecen sin compromiso a hacerte un diagnostico personalizado de cada piel, detectando, con un aparato especializado en ello, las zonas más sensibles, grasas o deshidratadas para acertar con la rutina ideal. Os recomiendo que paséis por cualquiera de sus stands para que os hagan esta prueba y así conocer vuestro tipo de piel. Y quizás os convenzan, como a mí, pues en una de estas visitas es donde me recomendaron este creamy eye treatment.

Los ingredientes de los que se compone el producto son:

Water, Butyrospermum Parkii (Shea Butter), Butylene Glycol, Tridecyl Stearate, Isodecyl Salicylate, PEG-30 Dipolyhydroxystearate, Tridecyl Trimellitate, Persea Gratissima (Avocado) Oil, Isocetyl Stearoyl Stearate, Propylene Glycol, Dipentaerythrityl Hexacaprylate/Hexacaprate, Sorbitan Sesquioleate, Magnesium Sulfate, Phenoxyethanol, Hydrogenated Castor Oil, Sodium PCA, Sodium Dehydroacetate, Methylparaben, Ozokerite, Tocopheryl Acetate, Disodium EDTA, Retinyl Palmitate, Copper PCA, Zea Mays (Corn) Oil, Beta-Carotene

Pero como esto suena demasiado “químico” os diré que los ingredientes clave o activos principales son tres, como su propia web explica:

1. El Aceite de aguacate para ayudar a restaurar la humedad de la piel.

2. El Betacaroteno que aporta los beneficios antioxidantes.

3. El Excualeno para proteger la piel de la deshidratación y restaurar su flexibilidad.

En cuanto al producto, no tiene olor, al menos ninguno que yo perciba. Su color verde claro amarillento nos confirma que se compone de aguacate, pero tranquilas, al extenderlo este tono desaparece.

En lo referente a su packaging es uno de los contras más grandes, pues el tarro, que aunque tenga doble tapa, conlleva una falta de higiene y una pérdida de propiedades. Ya que cada vez que abrimos el producto, lo exponemos a su oxidación y degradación. La higiene es fundamental y este tipo de tarros no ayudan.

 Por otro lado tenemos dos opciones de compra 14ml o 28 ml y aunque parezca diminuta la cantidad es más que considerable, ya que la porción que debes utilizar es mínima para cada uno de los ojos, lo que hace que el producto dure y dure.

Se trata de una crema realmente hidratante pero nada aceitosa. No me ha causado acné ni espinillas y además esas horribles bolitas blancas que aparecen sobre la zona del hueso orbital llamados milliums han disminuido considerablemente. Pero por otro lado no trata ni bolsas ni ojeras, así que si lo que estáis buscando es algo para estos problemas, Kielh’s tiene otros productos específicamente indicados para ello. Podéis consultarlo en sus stands o en el diagnostico online que tiene en su web.

A modo de resumen:

  • Hidrata en profundidad
  • No acartona la ojera
  • Elimina las arrugas causadas por la deshidratación
  • No provoca la aparición de milliums y los mantiene a raya
  • No tiene olor
  • Cunde muchísimo, por lo que resulta económico
  • Testa en animales (Esto no me gusta)
  • Packaging poco higiénico
  • No trata ojeras ni bolsas

Personalmente, un contorno de ojos que hidrate la piel y no la engrase es suficiente para mi, pero no os olvidéis que lo mejor que podemos hacer es dormir bien, beber mucha agua y mover el cucu.

Leave A Comment